+41 (0) 41 930 02 66 info@lisibach-mb.ch

Modelos

 

Variante Estructura Uso
S – En solitario Estacionaria sobre 4 apoyos Industrial con sistema de llenado externo
D – Carro dosificador Remolque de un solo eje Llenado carro dosificador/cargadora telescópica
K – Llenado con volquete Remolque Remolque de un solo eje Llenado con volquete o remolque expulser

Tamaños de la máquina

 

Tipo máquina Formato de cámara Volumen Peso de pacas de maíz
MVA 750 80 x 80 x 120 cm 0,75 m3 500 – 600 kg*
MVA 1000 90 x 90 x 120 cm 0,95 m3 680 – 900 kg*
MVA 1250 104 x 104 x 120 cm 1,25 m3 900 – 1150 kg*

 

* a aprox 34 MS

El sistema de mando

La electrónica está situada centralmente en un armario de distribución que satisface los estándares de la industria. El control de la máquina se lleva a cabo mediante un ordenador Beckhoff con sistema operativo Windows 10. Esto abre posibilidades ilimitadas de ampliación y automatización.

El manejo, la supervisión y la configuración de la máquina pueden efectuarse a través de una pantalla táctil a color de 12″. Opcionalmente se halla disponible una tableta electrónica con pantalla de 12″ que se conecta con la máquina a través de Wi-Fi. Además, la máquina también puede conectarse a una red externa.

El mantenimiento/acceso a distancia a través de un enlace VPN puede llevarse a cabo fácilmente con una conexión LAN o Wi-Fi.

El sistema de accionamiento

La máquina funciona con un motor eléctrico de 15 kW. Si se trabaja en el campo, es posible utilizar un generador de corriente para el tractor o un grupo electrógeno de emergencia con motor diésel.

El motor eléctrico proporciona el suministro energético más eficiente, con solo (3 €) aproximadamente de costes de electricidad por hora. Esto también es una gran ventaja en caso de utilizarse en instalaciones industriales, donde el llenado de la cámara de compactación a veces puede durar mucho. La prensa espera durante el llenado, sin consumir energía innecesariamente.

Llenado de la prensa

La prensa puede llenarse por el lado izquierdo o por el derecho. El maíz se suministra directamente a una tolva de alimentación con un carro dosificador. Opcionalmente, el llenado también puede efectuarse desde arriba con una cargadora telescópica. La máquina también está disponible sin sistema de llenado para el funcionamiento estacionario.

El sistema de llenado

Con el transportador elevador y el transportador longitudinal, el maíz se traslada desde la cinta de alimentación directamente a la cámara de compactación. El llenado no debe interrumpirse una vez comenzado el proceso de compactación. El maíz se amontona encima de la cámara de compactación, lo cual sirve de reserva para la siguiente paca. Si este espacio de almacenaje no es suficiente, el maíz se transporta al depósito de reserva a través del transportador de retorno. El volumen del depósito ofrece espacio para hasta 6 pacas.

El transportador longitudinal

Este componente transporta el material a la cámara de compactación o directamente al depósito de reserva en caso de sobrellenado. El transportador longitudinal puede bajarse para la conducción por carretera.

El depósito de reserva

La máquina puede alimentarse de maíz continuamente. Si la prensa no es capaz de procesar todo el maíz alimentado, este se almacena en el depósito de 16 m3. Si el llenado es demasiado lento, la máquina extrae material adicional del depósito de reserva. El fondo rascador impulsa el material de nuevo hasta el transportador elevador. Esto permite utilizar la máquina siempre a pleno rendimiento, aun cuando se alimente menos material o ninguno.

El sistema de compactación

La cámara de compactación posee dos émbolos de prensado dispuestos de forma oblicua. La cámara es llenada directamente por el sistema de llenado sin ejercerse ninguna presión. Los rodillos distribuidores garantizan un llenado uniforme de la cámara de compactación.

La densidad de las pacas se determina mediante la apertura real de la cámara de compactación. El mando permite elegir la apertura máxima de los émbolos de prensado en función del material y determinar así la relación de compactación.

Una vez llenado el volumen completo de la cámara de compactación abierta, los dos émbolos de prensado comienzan a cerrarse al mismo tiempo. Todo el material se compacta en un solo paso. La medida final tras el compactado siempre es la misma y corresponde a la dimensión de la paca específica de la máquina. El tiempo de compactación del material es de solo 10 – 14 segundos.

La fuerza de compresión máxima es de hasta 28 toneladas por metro cuadrado. Esto significa una fuerza de hasta 35 toneladas por émbolo de prensado.

Para eliminar aún más aire del material durante el prensado, la presión ejercida y el nivel de compactación superan los valores necesarios para el formato de paca empleado. Acto seguido, el émbolo de prensado regresa a la posición de expulsión con el fin de aliviar la fuerza de compresión. Esto da como resultado pacas de forma más estable. La envoltura con lámina elástica normal permite absorber mejor la fuerza de compresión.

La corona de encintado: primer encintado

Una vez compactada la paca se produce la apertura de cuatro tapas de cierre. Estas tapas forman la guía para la expulsión de la paca. Una lámina elástica normal de 500 mm de ancho es enrollada alrededor de las tapas de cierre abiertas. Para la absorción de la enorme fuerza de compresión se recomienda utilizar un grosor de lámina de 35 μ (mín. 30 μ) en lugar de la estándar de 25 μ.

Mientras la corona enrolla la lámina alrededor de la paca, un cilindro empuja la paca hacia el exterior de la cámara de compactación. Esta combinación genera un encintado de forma espiral en toda su longitud. En este paso se colocan 4 capas de lámina sobre la paca. Estas 4 capas de lámina de 35 μ tienen un coste aproximado de 1,90 € y sustituyen a la red o a la lámina envolvente usuales en otro tipo de máquinas.

La mesa de encintado: segundo encintado

La paca es empujada directamente a la mesa de encintado por el cilindro de expulsión. La mesa gira la paca a la vez que los cilindros la hacen rotar sobre la mesa. Una lámina elástica normal de 750 mm de ancho procedente de una bobina es enrollada alrededor de la paca.

Para la absorción de la enorme fuerza de compresión se recomienda utilizar un grosor de lámina de 35 μ (mín. 30 μ) en lugar de lámina estándar de 25 μ. En la mesa de encintado se colocan otras 4 capas de lámina en sentido horizontal con este procedimiento. El coste de estas cuatro capas de lámina de 35 μ es de 2 € aproximadamente.

Apilado y transporte de pacas

Las pacas son extraídas de la mesa de encintado con una cargadora apropiada. Para una manipulación sencilla se ofrece una pinza optimizada para pacas rectangulares. Las pacas pueden apilarse fácilmente debido a su forma rectangular. Es posible apilar varias pacas unas encima de otras. Asimismo, la carga de remolques, el aseguramiento de la carga y el transporte con pacas rectangulares son más sencillos y ahorran más espacio que con pacas redondas.

Apertura de las pacas

La enorme densidad de compresión de las pacas se muestra también al abrirlas. Debido a que solo se utiliza lámina elástica y ninguna red o lámina envolvente, la apertura de las pacas es también muy sencilla: no hay más que sujetar firmemente las pacas y cortar la lámina, y a continuación comprimir la paca un poco más para hacer que caiga el maíz. La lámina queda entonces arriba sobre el montón de maíz.

Alternativamente, la paca puede perforarse fácilmente con una punta o una horquilla mecánica. Tras cortar la lámina, el maíz sale hacia fuera y la lámina se queda enganchada en las puntas/púas. Esto es una gran ventaja para el llenado de carros mezcladores de forraje. Si se utiliza solo una pequeña cantidad de forraje al día, la paca colocada en vertical u horizontal puede cortarse en rebanadas como si de un embutido se tratase. El resto de la paca permanece firmemente cerrado gracias al encintado en dos direcciones.

LISIBACH MASCHINENBAU AG  ❙  Eistrasse 11  ❙  CH-6102 Malters  ❙  Tel: +41 (0) 41 930 02 66  ❙  Fax: +41 (0) 41 938 02 66  ❙  E-mail: info@lisibach-mb.ch

Scroll Up